Nuestra tienda
  • Piscinas
Cómo limpiar la arena de la calima de la piscina consejos-y-tutoriales

Cómo limpiar la arena de la calima de la piscina

0 Comentarios
Etiquetas Piscina

Durante este año, hemos sufrido episodios de calima. Este fenómeno se caracteriza por la presencia de arena y polvo en el aire, y según los expertos, será cada vez más habitual en España. Las zonas más afectadas son la zona este (Comunidad Valenciana, Murcia) y Andalucía. En este artículo aprenderás a cómo limpiar el agua de tu piscina del polvo y arena que deja la calima a su paso.

¿Qué es la calima?

Es un fenómeno meteorológico que se produce cuando hay polvo y arena en suspensión en la atmósfera. Este polvo llega desde el desierto del Sáhara impulsado por las corrientes de viento. Este polvo y arena enturbian el aire y le dan un color naranja intenso al cielo.

Si durante el paso de la calima se producen precipitaciones, se crea una situación en la que comienza a llover barro. La lluvia se mezcla con la arena que hay en el aire y cae en forma de barro, provocando que todo lo que hay en la calle acabe recubierto de barro una vez pare de llover, incluida nuestra piscina y jardín.

 Cómo limpiar la calima de la piscina

Ahora que ya ha pasado la arena y la lluvia, es el momento de dejar el jardín y la piscina tal y como estaba. Quizás pensemos que lo más sencillo es vaciar la piscina, limpiarla y volver a llenarla, pero esta es la peor opción de todas. Estarás desperdiciando miles y miles de litros de agua que puedes recuperar fácilmente.

Entonces, ¿Cómo limpio la calima de la piscina sin vaciarla?

Para dejar la piscina como si nada hubiera pasado, tendrás que seguir unos sencillos pasos:

Antes de empezar a quitar la arena, es conveniente eliminar todo tipo de hojas y residuos que se hayan acumulado en la superficie del agua. El viento de las borrascas puede arrastrar hojas, palos y muchos otros residuos que se pueden limpiar muy fácilmente con un recoge hojas.

Recomendamos también limpiar el prefiltro de la bomba de la depuradora y las cestillas del skimmer para limpiar todo el circuito.

1.- Detener la depuradora y aumentar el nivel de cloro

Debido a que el polvo de la calima es muy fino, puede llegar a dañar el filtro de la bomba de aspiración, por lo que es mejor pararla hasta que el agua esté limpia. Ya que no se va a filtrar el agua, es esencial elevar el nivel de cloro para evitar que aparezcan algas y el agua se ponga de color verde.

2.- Añadir floculante para eliminar la calima

Es esencial añadir un floculante líquido para mandar todo el polvo que hay disuelto en el agua al fondo de la piscina. La dosis de floculante que necesitas estará indicada en las instrucciones de uso del producto. Dependerá del tamaño de la piscina y de la cantidad de agua que tenga. Se podrás aumentar un poco la dosis al ser un caso de suciedad extrema.

Tras añadir el floculante y esperar por 24 horas, todo el polvo debe de estar en el fondo y el agua debe de estar transparente.

3.- Limpiar el fondo con un limpiafondos manual

Una vez que toda la suciedad esté en el fondo, es muy fácil eliminarla. Es muy importante retirar el polvo de la calima con un limpiafondos manual, un robot limpiafondos automático puede remover la suciedad y acabar enturbiando el agua de nuevo. Además, el polvo de la calima es muy fino, por lo que es posible que se dañen sus motores.

La válvula de la depuradora debe de estar en posición "waste" o modo de vaciado, para evitar que el agua pase por el filtro y lo ensucie. Tenemos que ser muy cuidadosos con el limpiafondos, si intentamos hacer la limpieza rápido, es posible que levantemos el polvo y se vuelva a ensuciar el agua.

4.- Poner en marcha la depuradora de la piscina

Una vez eliminada la arena del fondo, volveremos a colocar la válvula de la depuradora en modo filtración y mantendremos el sistema funcionando por al menos 24 horas, hasta que recupere el aspecto que tenía antes de la calima.

5.- Recuperar el nivel del agua de la piscina

Para acabar, tendremos que rellenar el agua al nivel en el que estaba antes del proceso de limpieza. Tras llenarla, comprobaremos que los niveles de pH y cloro son correctos y ya podremos volver a disfrutar de la piscina como si nada hubiera ocurrido.

 Ahora que sabes lo fácil que es lidiar con la calima en la piscina, ya podrás despreocuparte la próxima vez.



Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados