Nuestra tienda
  • Piscinas
¿Cómo pintar fachadas y paredes exteriores? consejos-y-tutoriales

¿Cómo pintar fachadas y paredes exteriores?

0 Comentarios
Etiquetas Jardín

Una vez finalizada la época de lluvias, ha llegado el momento de sanear las paredes de nuestra fachada, patio, terraza o jardín. La humedad, las manchas, el moho, o el paso de la calima son algunos de los enemigos de la pintura que debemos combatir cada cierto tiempo.

Los meses de mayo y junio son los más apropiados para repasar de pintura los exteriores de nuestra casa, ya que se dan las condiciones meteorológicas óptimas para realizar dicha tarea.

Lo recomendable es repasar de pintura los exteriores de nuestra vivienda cada 3 o 5 años, ya que están expuestas a las inclemencias del tiempo.

Si la técnica de pintado no ha sido la correcta, hemos utilizado una pintura de baja calidad, o las condiciones meteorológicas son desfavorables, habrá que repetir el proceso de pintado cada 2 o 3 años.

Material necesario para pintar exteriores en nuestra vivienda

Tenemos dos opciones, contratar a un profesional o hacerlo nosotros mismos. Si optamos por la segunda opción tenemos que ser organizados, pulcros y dedicar un tiempo antes de comenzar para preparar todo lo necesario.

Pintura para exteriores o fachadas, mono de pintor, rodillo, extensor, brochas, cintas y protectores, guantes, cubo con rejilla, espátulas, masilla reparadora, lija, escalera, cepillo de cerdas.

Pintar fachadas y exteriores paso a paso

Una vez tenemos el material necesario para pintar paredes exteriores, todo lo que debemos hacer es seguir una serie de pautas si queremos obtener éxito y un resultado duradero.

Brocha y rodillo para pintar

Sanear los exteriores que vamos a pintar

Preparar la superficie a pintar, empezando por quitar las manchas de moho, verdina y suciedad incrustada. Limpiando la superficie afectada con un producto con cloro mezclado con agua en proporción de 1/10, o pulverizando con un limpiador específico para moho.

Con la ayuda de un cepillo, transcurrido el tiempo adecuado, eliminar los restos con agua, podemos ayudarnos de una máquina de agua a presión o hidrolimpiadora, una vez limpia dejar secar.

Al resto de las paredes hacer un suave hidrolavado para eliminar el polvo, y la pintura envejecida, para esto también podemos hacer uso de la espátula.

Proteger Puertas y ventanas antes de pintar

Antes de comenzar a pintar, proteger puertas, ventanas, timbre, puntos de luz y zonas de la fachada que no vamos a pintar. Retirar buzón, adornos y cualquier otro objeto que podamos salpicar con la pintura.

Para llevar a cabo esta operación, utilizaremos plásticos y cinta de carrocero.

Reparar imperfecciones en la fachada

Revisar el estado de nuestra fachada o pared exterior y comprobar si existen grietas o fisuras. La pintura por si sola no elimina las imperfecciones.

Para reparar los posibles desperfectos, primero sanearemos la zona con una espátula o cepillo de alambre.

Antiguamente, para este tipo de reparaciones se utilizaba el yeso o la escayola. Actualmente, han sido sustituidos por plastes y masillas que poseen mejores propiedades de adherencia, más duraderos y fáciles de lijar.

Aplicaremos nuestra masilla para exteriores Ceys que proporciona un acabado fino, es rápida de aplicar, y podemos pintar pasadas 3 horas aprox.

Con ayuda de una espátula aplicaremos una capa suficiente de relleno sin excedernos, para evitar que luego nos cueste más trabajo lijarla. Esperaremos a que seque, afinaremos y unificaremos texturas con ayuda de una lija de taco. Si la superficie afectada es grande, y tenemos la posibilidad de utilizar una lijadora eléctrica, ahorraremos tiempo y energía en el proceso. Retirar el polvo después de finalizar el proceso de lijado.

¿Qué superficie vamos a pintar y cuanta pintura necesitamos?

Una vez que tenemos nuestra fachada o pared preparada, antes de proceder al pintado, utilizaremos una imprimación que mejorará la adherencia, además de ahorrar en pintura, y obtendremos un acabado homogéneo.

Dejar secar aproximadamente un par de horas. Este es un paso que mucha gente omite para ahorrar tiempo y dinero, pero esto puede dar lugar a que necesitemos dar más capas de pintura.

Si vamos a pintar con acrílico sobre temple, o al contrario, aplicar una imprimación multisuperficie antes de pintar, se convertirá en un paso necesario.

Ahora estamos preparados para aplicar la pintura. Y la primera pregunta a responder será ¿qué cantidad de pintura necesito?

El cálculo es simple: alto x ancho de cada pared e ir sumando los metros cuadrados de cada una de ellas y restando la superficie de puertas y ventanas.

Obtenido el total de metros, a la hora de comprar la pintura mirar en la etiqueta el rendimiento de la pintura (rendimiento son los metros cuadrados aproximados que podemos pintar por cada litro de pintura).

Las paredes con gotelé absorben entre un 30-40% más de pintura si queremos obtener buenos resultados.

Pintura especial para exteriores

Pintura para exterioresUsar pintura de buena calidad especial para exteriores que soporte las condiciones climáticas severas como la lluvia y el sol, si queremos que nuestro esfuerzo perdure en el tiempo.

Marcas como Titanlux ofrecen productos de primera calidad que harán que nuestro esfuerzo haya merecido la pena (guarda un poco de pintura para futuros retoques).

Normalmente, las pinturas vienen listas para su uso, pero si hay que diluirla añadiremos un 10% de agua o disolvente. Remover y mezclar bien la pintura con movimientos circulares de arriba hacia abajo para levantar el sedimento antes de su empleo.

Después vaciar la pintura en el cubo con rejilla, introduce el rodillo en el cubo y elimina el exceso de pintura sobre la rejilla para evitar salpicaduras y goteo.

Comienza pintando los recortes, alrededor de ventanas, puertas, y zonas más delicadas, con ayuda de una brocha.

Para las zonas más grandes utiliza el rodillo. Preferiblemente un rodillo de 180 mm a 220 mm de diámetro.

Si las paredes que vamos a pintar son lisas, usaremos un rodillo de pelo corto. Por el contrario, si la pared es rugosa, o está revestida de gotelé, emplearemos un rodillo de pelo largo.

Para las zonas altas inaccesibles, añadir un extensor o alargador al rodillo. También podemos ayudarnos de una escalera, llegado el caso.

Consejo: Para evitar diferentes tonos de color es aconsejable no parar hasta terminar un paño completo, no dejarlo a medias. Dejar al menos de 6 a 8 horas entre capa y capa.

¿Cómo aplicar la pintura en exteriores?

Cargar la pistola o el rodillo y aplicar la pintura sobre paños de 1 m² aproximadamente.

Empezando siempre por la parte alta de la fachada. Realizar trazos diagonales formando una N y luego distribuir la pintura con pasadas verticales de ida y vuelta, los siguientes paños estarán superpuestos al anterior en aproximadamente 5 cm.

Una vez transcurrido el tiempo de secado indicado por el fabricante, aplicar la segunda mano.

No pintar con mucha calor, ya que aceleramos el secado de la capa superficial y se puede cuartear, mejor pintar a primera o última hora del día.

Pintar paredes exteriores

Ahora estamos en disposición de disfrutar del resultado final, con el plus añadido de la gratificación personal que produce el poder hacerlo uno mismo. Un proceso de pintado correcto dará un aspecto renovado a nuestra vivienda.



Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados